jueves, mayo 29, 2008

Dicen que en El Salvador ya casi no quedan indígenas

Que no tenían alma, dijeron los primeros europeos que llegaron a América. En la naciente república se les tildó de "salvajes", "borrachos" y "haraganes". A finales del siglo XIX, se les despojó de sus tierras. En el tercer milenio de la era cristiana, aquellos estereotipos anti-indígenas siguen vigentes: decir "indio" equivale a un insulto. La suya ha sido una historia de castigos y segregación. La última pandeada proviene del Censo de población 2007. Algunos ya hablan de la extinción técnica de los indígenas en El Salvador.

1 comentario:

  1. Anónimo8:09 p. m.

    Una cosa es que se extingan prototipos demográficos en términos de purismo genético, y otra es que haya muerto una memoria profunda de historia y cosmovisión, como efectivamente creo que subyace aún y puede ser rescatada y potenciada.
    Por ejemplo, creo que todavía habrá que desentrañar las invisibles raices étnicas del último gran enfrentamiento político-social que aconteció en nuestro país (1970-1992) y que coloquialmente llamamos "la guerra". Tengo la sopecha que el gran soporte profundo de tal hazaña humana de lucha y organización popular estuvo más dentro de nuestras venas y memoria profunda que en una motivación intelectual marxista.

    3.1416kin

    ResponderEliminar